Reflexión Mariana - Consejo de un Santo

Reflexión Mariana - Consejo de un Santo

Escrito el 17/12/2019
Equipo Editorial HN


San Juan Bosco era un apasionado devoto de la SANTÍSIMA VIRGEN y siempre andaba repitiendo la enseñanza de San Luis de Monfort que: si nuestra devoción a la MADRE CELESTIAL no consigue una mejoría en nuestro comportamiento y en nuestra conducta, es una devoción falsa.
He aquí algunos de los consejos que este gran educador repetía frecuentemente:
Todos los días debemos pedir a la SANTÍSIMA VIRGEN tres gracias:
1° Evitar el pecado. 2°Que nos conserve la santa virtud de la Pureza.
Y 3° que nos libre de toda amistad que sea dañosa para nuestra alma.
Pensemos cuál es la falta que más frecuentemente cometemos. Pidamos a la MADRE de DIOS que nos ayude a evitarla y hacer propósitos de luchar valientemente contra ese pecado.
La REINA del Cielo estará siempre contenta contigo si cada día te esfuerzas por cumplir tus deberes con toda la perfección posible.
¡Ah, si pudieras ver el estado de tu alma cuando está en pecado! No vayas jamás a acostarte sin hacer antes un acto de contrición. Recuerda: si murieras esta noche, ¿a dónde te irías?
Ánimo: Visita con frecuencia a JESÚS SACRAMENTADO e invoca con FE a MARÍA AUXILIADORA, y Ellos te ayudarán a resolver tus dificultades.